07 jul. 2017

Un LED solar sin luz azul para dormir mejor

La tecnología 'SunLike' TRI-R de Seoul Semiconductor, presentada en Frankfurt, usa luz violeta y filtros de fósforo con nuevos materiales de Toshiba, para evitar los trastornos del sueño asociados a los LED.

0
led-reductor-luz-azul.cetem
1

El ojo humano evolucionó acomodado a la luz del Sol y su ciclo cotidiano, del amanecer al ocaso y a la oscuridad nocturna, combatida por sucesivas invenciones de iluminación que han llevado al hombre moderno a pasar la mayoría de sus horas bajo luz artificial. Esta semana, la coreana Seoul Semiconductor y la japonesa Toshiba han hecho desde el aeropuerto de Frankfurt el «anuncio mundial» de una nueva tecnología que denominan SunLike o TRI-R. Es «como el Sol».

Chung H. Lee, CEO de Seoul, asegura que «imita el espectro de la luz solar», devolviendo a los ojos una «iluminación natural» y eliminando el problema de la emisión masiva de luz azul de los LED, presentes en bombillas, coches, pantallas de móviles, ordenadores y televisores. El azul del LED altera el ritmo circadiano y causa trastornos de sueño. Por eso algunos dispositivos permiten cambiar la tonalidad de pantalla durante la noche. «Hasta ahora sólo se ha dado prioridad al abaratamiento y ahorro de energía sobre la calidad de la luz», reprocha Chung.

La iluminación SunLike es una visible innovación sobre los clásicos diodos LED, inventados por Isamu Akasaki, Hiroshi Amano y Shuki Nakahmura a comienzos de los 90 (nobeles de Física en 2014).

Un diodo LED ordinario emite tres luces azules. Dos de ellas pasan a través de un filtro de fósforo amarillo, que las convierte en luz verde y roja, respectivamente. La otra es emitida directamente con toda su potencia en su color azul.

La luz que emiten los nuevos diodos SunLike es de color violeta, con una longitud de onda menor que el azul. Las tres pasan a través de filtros diferenciados, con un nuevo tipo de fósforo creado por la unidad de materiales de Toshiba, para generar los tres colores básicos: rojo, verde y azul (RGB), con los que se recompone toda la gama cromática.

El espectro de la luz solar dibuja una curva suave, cuya parte central es la que alcanza más altura, dominada por los tonos del verde al naranja, con preminencia de los amarillos. El azul en un extremo y el rojo, en el otro, tienen valores similares. En un LED clásico, el azul se dispara muy por encima de todo el resto de los colores que, a partir del naranja, se desploman. El rojo tiene escasa presencia. En el nuevo LED TRI-R, el azul tiene algo más de fuerza que los rojos, pero no está por encima de los tonos intermedios y se acerca más a la curva de la luz solar. «En la retina humana hay pocos conos [células fotosensibles] que captan la luz azul y con la máxima absorción de esta, el ojo apenas reacciona al verde y al rojo. Los colores se ven planos», explica Katsuhiro Shinosawa, responsable de la unidad de materiales de Toshiba, mostrando a INNOVADORES la diferencia de iluminación en dos hornacinas que contienen piezas de tela idénticas. «En la que está iluminada con TRI-R, se ve la textura de los materiales y hay mucho más contraste para apreciar el color rojo», argumenta, haciendo que los periodistas toquen los tejidos para comprobar que son idénticos.

En otro extremo de la sala, el español Marc Juárez, mánager del módulo UE de Seoul, compara en vivo, con un espectrómetro, la luz que emiten diversos tipos de bombillas, incluido un prototipo de SunLike. El TRI-R acomoda los colores al ciclo solar cotidiano, con prioridad para los tonos centrales en el amanecer y a los naranja-rojizos en el atardecer.

Pero que haga eso dependerá de los productos que finalmente lleguen al mercado. «Nosotros no competimos con nuestros clientes», señala Chung. Seoul, que posee más de 12.000 patentes, hace los chips y son los fabricantes de bombillas -hay unos cuantos-, quienes diseñan el producto final, desde formas clásicas hasta las más imaginativas. «Por ejemplo, las bombillas LED que se venden en Ikea llevan nuestros diodos», comenta Juárez, aunque refiriéndose a la generación actual.

Chung elude decir qué fabricante será el primero en vender bombillas SunLike, «ahora estamos haciendo pruebas con dos», pero asegura a INNOVADORES que «será dentro de este año».

Fuente: El Mundo