16 jul. 2020

Crean guante para traducir la lengua de signos

Aprender algo básico de la lengua de signos siempre ha sido una asignatura pendiente para mi. Por gusto, por placer, por si algún día tengo que comunicarme con una persona sordomuda, y simplemente para aumentar mi cultura sobre el mundo que me rodea. Pero, como para tantas otras cosas, nunca he hallado el tiempo necesario para ello.

0
guante_sordomudos
1

Ahora, incluso el motivo de la posible necesidad ha caído de la lista gracias a un proyecto desarrollado en la UCLA (Universidad de California en Los Ángeles), mediante el cual un equipo de bioingeniería de dicha prestigiosa institución educativa, ha creado un guante que es capaz de traducir la lengua de signos norteamericana, ayudado de la capacidad de procesamiento de un smartphone.

Equipado con sensores de tipo inercial y un pequeño módulo de comunicaciones por Bluetooth del tamaño de una moneda, lo que hace este dispositivo (cuya producción tiene un precio muy asequible) es sensorizar los movimientos de las manos y las posiciones de los cinco dedos de cada mano, para luego pasar dicha información a una app instalada en el smartphone, la cual a su vez realiza la traducción de los signos a palabras, conceptos y frases.

Además, el equipo de desarrollo de este proyecto también ha agregado sensores adhesivos a la cara de las personas encargadas de probar el sistema, concretamente entre las cejas y a un lado de la boca, con el objetivo de obtener datos sobre las expresiones faciales que también forman parte de la lengua de signos norteamericana, y enviarlos a la aplicación móvil junto a las posiciones de las manos y los dedos.

Una vez la app móvil tiene los datos y ha realizado la traducción, mediante síntesis de voz dicta las palabras, permitiendo a una persona sordomuda dar mensajes a cualquier otra persona que desconozca la lengua de signos. La velocidad de procesamiento de la que es capaz es de un concepto en lengua de signos por segundo.

Las distintas lenguas de signos pueden utilizar un gesto para una letra, para una palabra, o para un concepto que en lengua hablada necesitaría ser desglosado en varias palabras.

Evidentemente, si queremos una comunicación bidireccional, la persona sordomuda deberá ser capaz de realizar, por ejemplo, la lectura de labios de la persona que no sabe comunicarse en lengua de signos.

Este sistema, que ha sido anunciado hace pocos días, no debería presentar problemas para ser traducido y adaptado a otras lenguas de signos de todo el mundo.

Fuente: Tecnonews

Otras noticias que pueden interesarte:

ECONOMÍA CIRCULAR: UNA OPORTUNIDAD PARA LA RECUPERACIÓN SOSTENIBLE

Álex, un compañero virtual para mejorar la productividad en el trabajo